lunes, 11 de diciembre de 2017

La palabra sagrada en el grado de A:. M:.

Según el diccionario de la real academia de la lengua española, la palabra es una unidad lingüística, dotada generalmente de significado, que se separa de las demás mediante pausas potenciales en la pronunciación y blancos en la escritura; asimismo significa aptitud oratoria, pero también significa promesa u oferta.

El adjetivo calificativo sagrado, por su parte, encarna aquello que es digno de veneración, culto o merecedor de respeto.

Hasta aquí podríamos decir que la palabra sagrada puede identificarse con los diferentes textos religiosos en los que se “consigna la voluntad divina”; o con el compromiso que se adquiere cuando se “empeña” o se “da” la palabra de realizar o abstenerse de ejecutar una determinada actividad; sin embargo, luego de recibir la primera de las instrucciones como Apr:. Mas:., la palabra sagrada adquiere un significado completamente diferente, pues denota una suerte de señal, insignia o llave que nos permite ser reconocidos como franc:. y a su vez ingresar al Tem:. y participar de los trabajos.

Luego de la iniciación se nos dice que los franc:. se reconocen a partir de “signos, palabras y toques” y por eso repetimos en la In:., algunos con menos éxito que otros y con la ayuda del Hno:. Gr:. Exp:. una serie frases como “el toque significa el pedido de la palabra sagrada”, “no se leer ni escribir, sólo deletrear”, y finalmente deletreamos la palabra B:. Pero ¿qué significa esta palabra?

La palabra B:. Proviene del idioma hebreo, concretamente, del nombre que recibía una de las columnas del Templo de Salomón, y se le encuentra en algunas narraciones de la Biblia.

En 2 Crónicas 3:15-17 se dice:

Hizo también dos columnas para el frente de la casa, de treinta y cinco codos de alto, y el capitel encima de cada una era de cinco codos. Hizo asimismo cadenillas en el santuario interior, y las puso encima de las columnas; e hizo cien granadas y las puso en las cadenillas. Y erigió las columnas delante del templo, una a la derecha y otra a la izquierda, y llamó a la de la derecha J y a la de la izquierda B.

Mientras que en 1 Reyes 7:21

Erigió, pues, las columnas en el pórtico de la nave; erigió la columna derecha y la llamó Jaquín, y erigió la columna izquierda y la llamó Boaz.

Para comprender el sentido de esta palabra, necesariamente debemos partir del significado de cada las letras  que la componen, la letra (B) significa “EN”, mientras que el resto de ella expresa “FUERZA”.

Pero no basta con la noción tal vez simplista que la semántica nos ofrece. Para tales efectos considero necesario emplear algunas corrientes sociológicas, concretamente el interaccionismo simbólico y la  etnometodología.

Según el intervencionismo simbólico la realidad social está compuesta por diferentes interacciones entre individuos a las que se les confiere un significado que se extiende a partir del lenguaje; y la etnometodología considera que la realidad social no puede ser analizada como fenómeno objetivamente, necesariamente habrá de entenderla como un producto de las construcciones sociales, las cuales se obtienen a partir de definiciones por parte de grupos de individuos.


Expulsión de Joaquín del TemploGhirlandaio
Capilla Tornabuoni, Santa Maria Novella, Florencia

Es por ello que para comprender lo que la palabra sagrada del Apr:. Mas:. implica, es preciso analizarla a partir de lo que su uso debe y puede inspirar en el franc:.

En primer lugar no hay que perder de vista la forma en la que la pronunciamos, pues los Apr:. Mas:. la decimos con el apoyo de los HH:. Primer y Segundo Vigilante; recordándonos que si bien el viaje que emprendemos en el camino de la franc:. es individual, en él tendremos la guía y el apoyo fraternal de nuestros Hnos:.

Mientras que el significado propiamente dicho de esta alocución tiene y debe inspirar en el franc:. a tener la fuerza para servir de soporte al templo, fuerza para dominar la materia, nuestras pasiones, vicios y todo aquello que nos aleja de la perfección; la capacidad para servir de agente transformador de la sociedad y por supuesto ha de representar el trabajo debemos desarrollar al interior del templo y por fuera de él para conocer y pulir nuestra piedra bruta; de allí que en mi sentir la palabra del primer grado tenga un simbolice capacidad de transformación.

Es mi palabra

JMR
Apr.·. Mas.·.

No hay comentarios:

Publicar un comentario